Conducir, y adquirir un coche adecuado, es tanto un verdadero acelerador de movilidad como un factor clave para la autonomía de las personas con movilidad reducida. Pero más allá de los puntos habituales de vigilancia, varios criterios merecen una atención especial al comprar un coche nuevo o de segunda mano. Accesibilidad, comodidades, practicidad, confort… Resumen de los elementos a tener en cuenta para comprar correctamente tu vehículo con handiconducción.

Ya está: los accesorios de la cabina del conductor están validados por el médico aprobado, la licencia de conducir ha sido obtenida o regularizada… ¡Todo lo que queda es encontrar el coche perfecto!

De la importancia de la accesibilidad de su coche adaptado…

Debido a que incluso antes de conducir, es necesario instalarse en el puesto de conducción, la accesibilidad del vehículo es un criterio principal para las personas con movilidad reducida. La sencillez con la que el conductor minusválido podrá subir y bajar de su vehículo es esencial, desde varios puntos de vista, en términos de tiempo, organización y esfuerzo físico. Para evitar que cada instalación al volante se convierta en una lucha, se deben examinar varios puntos:

– puertas: la amplitud de las puertas y, en particular, la del conductor en situación de minusvalía; su maniobrabilidad; para las personas en silla de ruedas que las carguen en la parte trasera, la posibilidad de elegir o haber instalado una puerta retráctil o corrediza;

– asientos, y más concretamente el asiento del conductor: altura y posibilidades adecuadas para reclinar y regular el respaldo y el asiento, ergonomía, manejo del cinturón de seguridad, son todos detalles que marcarán la diferencia en términos de comodidad a diario;

– accesorios: dependiendo de las capacidades físicas de cada persona, el posicionamiento del mango e instalar una tabla de transferencia SURFDIS puede ser muy útil.

Euh… non, ça ne va pas être possible !

De lo esencial a lo apreciable: equipamiento estándar u opcional

Conducir es una actividad exigente para todos, que requiere muchas acciones. Con el fin de aumentar la seguridad y la comodidad de los conductores, los fabricantes ahora ofrecen muchos equipos estándar u opcionales. Dependiendo de la situación de minusvalía, las necesidades específicas y las limitaciones presupuestarias, es importante enumerar el equipo que se instalará en el futuro vehículo adaptado.

Entre los muchos equipos existentes, por orden de prioridad:

  • caja de cambios automática, dirección asistida;
    espejos eléctricos (incluso de descongelación), apertura/cierre centralizado de puertas;
  • control de crucero, limpiaparabrisas con sensor de lluvia;
  • almacenamiento de la posición del asiento del conductor, radio del coche con control del volante, sistema de navegación GPS, etc.

Conseguir asesoramiento, prueba de un vehículo…

Si la compra propuesta se refiere a un vehículo usado, es necesario verificar los puntos habituales: kilometraje, motor, neumáticos, etc. El historial del mantenimiento realizado y el informe de la inspección técnica demuestran ser documentos valiosos para evaluar el estado mecánico del vehículo sin tener que doblarse bajo el capó.

En todos los casos, vehículos nuevos o usados, lo mejor es recurrir al asesoramiento y la experiencia de un profesional. El equipo de Equipamientos SOJADIS y los instaladores autorizados, instalados en toda Francia, acompañan a los conductores con movilidad reducida en cada etapa de su proyecto de adquisición de automóviles adaptados. Desde la búsqueda de vehículos hasta la entrega, el equipamiento y la financiación, sus conocimientos y su experiencia son un bien precioso para estar serenos.

Para encontrar el instalador socio de Equipamientos SOJADIS más cercano a usted: https://www.sojadis.com/es/red/instaladores-autorizados/

  • Les informations ne vous ont pas été utiles. Vous pouvez nous soumettre une question pour la FAQ qui répondra davantage à vos attentes.

Pin It on Pinterest